lunes, 21 de noviembre de 2011

Minielogio de la parsimonia



No me gusta leer para decir he leído. No me gusta ver para decir he visto. No me gusta escuchar para decir he escuchado. Cada vez más, leo, veo y escucho ─siempre para mi propio y exclusivo deleite (y cosas que, a priori, creo me pueden gustar)─, recreándome en cada letra, imagen o nota musical con la más absoluta atemporalidad. ¡Que corra el mundo! Yo sigo parsimonioso y ajeno a modas. Despacito y buena letra. Ya cuento con el hecho de que ni en cien vidas podría abarcar todo lo que quisiera. Disfrutemos pues sin prisas, que para urgencias ya están los jefes...

Esta entrada viene a colación del estrés que empiezo a apreciar en muchos como consecuencia del libre y gratuito acceso a contenidos en Internet. El afán desmedido por intentar abarcar lo inabarcable, y a ser posible antes que el vecino, hace que muchos se olviden de lo primordial en estos casos, que no es sino gozar de la obra, recrearse en ella, no tener prisa por acabarla sino todo lo contrario, temer que se acabe.

Yo soy de los que echan varias páginas atrás cada vez retomo la lectura de un libro; de los que se van a una habitación simplemente a escuchar música, sin más (me parece poco considerado con este arte tenerla siempre de fondo; de vez en cuando es bueno prestarle toda la atención del mundo). En fin, que las prisas nunca fueron conmigo. Los que me conocen lo saben.

Par-si-mo-nia. Hasta lleva un tiempo decir la palabra. Me encanta.

Take it easy, my friends! ¡Fuera prisas! Murnau y Griffith pueden esperar (quien dice Murnau y Griffith puede decir Antonioni y Fellini, o cualesquier otros dos). No nos pongamos nerviosos por acabar filmografías... Entre disfrute y disfrute, un pequeño reposo. Y sin regomeyo. Nada de inquietarse ;-)

30 comentarios:

Kinezoe dijo...

Gracias por la visita, Aleste. Te me fuiste al sur de la entrada, jeje... Disculpa mi pequeña broma ;)

Un abrazo y buen fin de semana.

Lillu dijo...

Hombre, tanto como parsimonia yo no diría, pero hacer cada cosa con todo el interés posible pues sí. A mí también me gusta escuchar música sin más, a pesar de que suelo tenerla puesta también cuando hago otras cosas. El estrés es una mala compañía en cualquier caso y acumular experiencias sin disfrutarlas pues tampoco tiene mucha gracia, no? Buena reivindicación la tuya en todo caso :)

saluditos

Lillu dijo...

Por cierto, estoy sufriendo algún tipo de escisión temporal o esta entrada tiene fecha de mañana? XDDD

+saluditos

Marisa dijo...

Me encanta tu sinceridad y tu filosofía sobre la parsimonia.
No soporto las carreras culturales y engreídas en busca de ser el "number one" de no se sabe muy bien qué.
Soy de tu club, me gusta disfrutar sin prisas de las cosas que me gustan. Y tan feliz que estoy a veces en la retaguardia...

Feliz reposo, Kine.
Besito.

Kinezoe dijo...

Lillu: Quizá está todo un poco exagerado ─ya sabes, esto es un blog─, pero básicamente es eso, disfrutar con interés y sin estresarse. Vivimos en un mundo muy acelerado. Nuestro tiempo de ocio no debería contagiarse con tan mal acompañante. Lo de poner la fecha a lunes tiene su explicación. Como hoy es domingo y mucha gente anda en otros menesteres, la pongo a lunes y así mañana la entrada vuelve a escalar puestos en las barras laterales de vuestros blogs. Para que nadie se la pierda ;-)

Saluditos.

Marisa: Esa es la impresión que me da a veces, lo has expresado maravillosamente en tu segunda frase. Somos del mismo club.
No podemos vivir constantemente estresados. Se leerá, escuchará y verá lo que buenamente dé tiempo. Lo importante es disfrutarlo. Me gusta que te haya gustado esta cosa rara que me ha dado por publicar hoy (con fecha de mañana).

Un beso y muchas gracias por tus palabras.

Francisco Machuca dijo...

Precisamente la red está repleta de excesos.Hay una tendencia irrazonable para estar al día,cuando el día viaje raudo sin detenerse un punto.Es verdad lo que dices,amigo.A veces creo que en muchos espacios van a la par de lecturas y visionado de películas,etc.,sin darles un respiro de lo que también el tiempo debe juzgar.Basta ver a esos individuos que llevan el móvil a cuestas y van contando a cada minuto lo que hace a través de facebook,como si temieran que su instante de vacío se perdiera para siempre.
Es la tecnología mal entendida la responsable.Es el individuo que se apresura dominado por la tecnología.El pez que se muerde la cola.
Creo que este post es importante respecto a algunas locuras virtuales.

Un abrazo,amigo.

Montse dijo...

Estoy completamente de acuerdo contigo, no hay ninguna prisa para hacer las cosas que te gustan, es más las disfrutas mejor a buen ritmo, el propio.

Tu jefe y el mío deben de conocerse, ambos tienen una prisa rara que yo nunca he llegado a comprender.

Como es domingo, y es el día que menos me gusta estresarme, te dejo un besito y me voy a escuchar la música del post anterior que me la he perdido, y claro, prisas no, pero hay cosas que una no se las puede perder.

Un beso adelantao (debería ser para el lunes, jiji)

Valverde de Lucerna dijo...

Hoy parece que hay que estar a la última en todo y no disfrutamos de las actividades más sencillas y más comunes como leer o escuchar música. Estoy de acuerdo contigo, disfrutemos de la parsimonia.
Un abrazo.

Kinezoe dijo...

FRANCISCO: Es imposible estar al día en nada. Ni en tecnología, ni en cultura, ni en actualidad... La avalancha de datos a que estamos sometidos es tal que hace imprescindible una labor de filtrado (o filtras o te vuelves loco). Y para filtrar debemos conocernos un poco a nosotros mismos y tener cierto criterio.
...«Es la tecnología mal entendida la responsable»... Estoy contigo.
Un abrazo.

MONTSE: Tú lo has dicho: cada uno ha de marcar su propio ritmo.
Por cierto, imposible que tu jefe y el mío se conozcan en este preciso momento de mi vida. Hay una poderosa y triste razón de peso...
Besos.

VALVERDE: Yo sencillamente me niego a eso. Prefiero saborear con calma lo poco o mucho que haga. Pero siempre a mi ritmo.
Un fuerte abrazo, amigo.


¡Y buena semana a todos! ;-)

David dijo...

Pues sí, y la entrada me ha hecho gracia. Pero tienes razón...
De hecho, el día no da para todo, y es mejor no agobiarse. Pero no dejes esperando mucho a Murnau ;-)
Un abrazo.
PD: A lo mejor son los que votan los que dejan que otros decidan por ellos ;-) Sin acritú...

Aquí me quedaré... dijo...

Hola...
Lo que dices es, para mi, perfecto.
Soy una persona activa, salvo en mis momentos "solomios" donde la calma me llena y el silencio es reposo.

Difícilmente podría ser activa sin esos ratos largos de calma y silencio de lectura, música e incluso conversaciones a media voz.

*Sin acritud para David.

Debes ser muy jovencito o desconcer la historia de tu país, donde no hace demasiados años, hubo personas que fueron encarceladas, torturadas e incluso asesinadas por pedir el derecho al voto.
Nada más que por eso y en su honor, deberíamos votar y no dejar a los demás decidir por vosotros.

Un abrazo.

*Si crees conveniente quitar mi comentario, puedes hacerlo. Lo entenderé y nunca me enfado por nada o casi nada

Gracias

Aquí me quedaré... dijo...

Por favor
¿Que quiere decir regomeyo?

Lo he estado buscando y no lo encuentro

Gracias

David dijo...

Sí, Aquí me quedaré. Eso era un tema entre Kine y yo, pero bueno, y sin acritú... jovencito mi hijo, que tiene 16 o mi hija (que hace 13 en nada). Ya me gustaría a mí, ya..
También hubo mártires por la Iglesia, pero ya ves... no me va a dar por ir a misa los domingos.

Kinezoe dijo...

DAVID: Tengo esperando a Ford y Hitchcock... Con eso te lo digo todo.

Un abrazo.

PD: Creo que vivimos en el mismo país (aunque no todos los votos tengan el mismo peso a la hora del reparto de escaños), y las cosas están como están. Lo queramos o no, nos van a gobernar los mismos señores: los que elijan los votantes, por pocos que acudieran a las urnas (no hay otro presidente ni otras leyes para los no votantes). ¿No será mejor, pues, pronunciarse al respecto?... Es evidente que tenemos puntos de vista diferentes. Lo bueno de la democracia es que ambos pueden convivir en armonía, ¿no crees? ;)

(Una posdata más larga que el escrito principal... ya sé que no es muy estiloso, jeje...)

Kinezoe dijo...

AQUÍ: Esos momentos de los que hablas son los que verdaderamente nos llenan de energía, los que nos dan esa paz interior tan reconfortante y vital para el desarrollo de nuestra persona. El estrés mata. La calma revitaliza.

Muchas gracias por tus palabras. Un abrazo.

PD1: Lo del regomeyo es un pequeño guiño a un grupo de comediantes que me gusta mucho: Muchachada Nui. Lo emplean en muchos de sus sketches. Pero no es una palabra que esté en mi léxico habitual, jeje... ^_^

PD2: El no enfadarse por casi nada es algo que dice mucho a tu favor. Y no, no voy a quitar el comentario. Tan solo si esto se enmarañara demasiado con la política empezaría a meter tijera, jeje... :P

Licantropunk dijo...

Apoyo tu manifiesto. Oye, te dejo, que tengo dos libros empezados, esta noche tengo que ver una película y terminar mi artículo para el número 3 de "La caja de Pandora". Por cierto, ¿de qué estábamos hablando?
Saludos....

abril en paris dijo...

Take it easy brother ! Me uno al club.
Revindico la pausa ..el dolce far niente y todo lo que sea tirarse en el sofá a hacer el "vago" un ratito cada dia..y escuchar temas como éste


http://www.youtube.com/watch?v=SMznNlfLXP4&feature=related

Licantropunk dijo...

Ah, y por ahí te han preguntado que es el regomeyo. Pues según el diccionario chanante se puede inferir como la sensación de hambre que te entra a media mañana. El regomeyo. Otro día conoceremos lo que es un gambitero.
Saludos.

Sese dijo...

Eso sería lo ideal, pero cada uno es cada cual. En lecturas, cine, música he aprendido a huir de lo último de los best sellers, de la última peli en cartelera... Ahora también es cierto que cuando me gusta un autor tiendo a ver, leer, todo de él, no creo que sea un error, siempre que valga la pena lo que lees, ves u oyes... Eso sí con PARSIMONIA

Un abrazo

Ana Laura dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo, y déjame decirte que yo también soy parsimoniosa. Es más, mi animal preferido de un tiempo a esta parte, es el perezoso.

Saludos, está muy bueno tu blog.

Myra dijo...

Para parsimonia la que me he tomado yo para comentarte en esta entrada. He entrado varias veces con la intención de hacerlo pero es que me ocurre una cosa. Yo soy muy rápida para según qué cosas y muy lenta para otras. Si se trata de leer un libro, ver una peli y esas cosas..pues soy una parsimoniosa.
Hay cosas que disfruto haciéndolas con toda la parsimonia del mundo, en cambio otras tengo que hacerlas corriendo porque no sé hacerlas de otro modo. Como verás, un lío...

Un beso parsimonioso.

Marián dijo...

Parsimonia, qué bonita palabra, como templanza y sosiego...palabras que van cayendo en desuso...y esos tópicos de despacito y buena letra o vísteme despacio...¡ahora todo va contra reloj¡ bueno...Kine, me gusta esa llamada tuya de atención.
Un beso.

Kinezoe dijo...

Licantropunk: Jajaja... Relájese usted!, como dijo aquel... ;-) Me alegra descubrir en ti a otro fan de Muchachada.

Abril: Muy bueno ese soniquete, pero esta vez te gano yo :P Échale un oído a esta versión a cargo de Miles Davis... Gracias por unirte al club. Sabía que eras uno de los nuestros ^_^

Sese: Yo, best sellers actuales no suelo leer muchos (hay demasiados "clásicos" pendientes a los que ya les tengo echado el ojo). Al cine, sin embargo, sí voy con cierta frecuencia. En fin, tú lo has dicho: haz lo que gustes, pero siempre con parsimonia ;-)

Ana Laura: Muchas gracias por tus palabras y bienvenida al blog. Encantado de contar con otra parsimoniosa :-)

Myra: No te preocupes que yo también me lo pensé, jeje... Pues casi que es ese el caso ideal: hacer todo muy rápido para poder tomarse con calma lo verdaderamente importante. A mí quizás me gustaría ser más rápido en otras cosas. En cierto modo te envidio ;)

Marián: ¿Suenan bien, verdad? Vivimos en un mundo de locos. Nos cuesta mucho desconectar, pero hay que intentarlo. Me alegra que te gustara la entrada.


Besos y abrazos para todos.

abril en paris dijo...

Ya ya..éste Sr. juega en otra "liga"..ya se puede..:-P

Kinezoe dijo...

Pues sí, no te lo niego. Te la he devuelto ;)

abril en paris dijo...

Bueno bueno..pues pongamos ésto a ver que tal
http://www.youtube.com/watch?v=dsp5OASh7bg&feature=relate

abril en paris dijo...

O éste otro..
http://www.youtube.com/watch?v=pnxeKl-Kbqw

A elegir..a mí me ponen los dos pero éste especialmente.:-)

Kinezoe dijo...

Más de una propuesta por entrada no vale. Lo siento pero tendrás que esperar al siguiente Jazz Sessions para contraatacar y así poder deshacer el empate. Esas son las reglas del juego (totalmente improvisadas, por cierto) :P

Ambos temas musicales, maravillosos, por supuesto. Yo me quedo con el primero, creo que una pieza extraída de esa joya de álbum titulada "Somethin' Else", de Cannonball Adderley y con Miles Davis a la trompeta. Y ya me estás pisando temaaaaassss!! (probablemente esto aparezca en un JS más adelante; ¿te animas a otra sección de jazz en tu blog?...). Reconozco que me habría sido difícil ganarles (estás empleando artillería pesada), peeeeero... tendrás que esperar, como te he dicho antes, jejeje... Seguimos empatados :P

Buen día, Abril.

Mr. Lombreeze dijo...

Amén Kine, ya lo dijo el castizo: "quien mucho abarca...".

- ¡Tienes que descubrir el apasionante nuevo cine asiático!

- Sí, ahora mismo voy. En cuanto me acabe el pitillo que me estoy fumando asomado al balcón mientras cuento mentalmente cuánta gente lleva paraguas y cuánta no... Easy man!

Kinezoe dijo...

Jajaja... no me quita el sueño el nuevo cine asiático. Ni el antiguo. Y los paraguas no los soporto (como pa' contarlos encima, jaja...). Eso sí, me encanta la belleza de la sencillez. Lo que no quiere decir que me embobe diez minutos viendo cómo el aire mece una bolsa de plástico... :P

Gracias por pasar, Mister.