lunes, 11 de enero de 2010

Planeta v2.0

Etimológicamente la palabra planeta significa 'errante', pues a nuestra vista estos cuerpos celestes aparecen como pequeños puntos luminosos que se mueven con respecto al fondo fijo de estrellas; nunca le dimos muchas más vueltas. Sin embargo, como los tiempos cambian que es una barbaridad, a la luz de la nueva información disponible la comunidad científica estimó oportuno redefinir el concepto de planeta hace poco más de tres años.

Y bien, según acuerdo -no exento de polémica- de la Unión Astronómica Internacional con fecha de 24 de agosto de 2006, éstos son los requisitos que debe cumplir un objeto para poder ser considerado planeta dentro de nuestro Sistema Solar (muy importante este último matiz):
  1. Orbitar alrededor del Sol, nuestra estrella.
  2. Tener la masa suficiente como para que su propia gravedad le permita permanecer en equilibrio hidrostático frente a las fuerzas del cuerpo rígido, con lo cual tendrá una forma aproximadamente esférica.
  3. Haber limpiado el vecindario alrededor de su órbita de cuerpos similares a él.


Y es precisamente esta tercera directiva la que no cumplía nuestro pobre Plutón, la que le quitó la categoría de planeta relegándolo al casi humillante anonimato en que se encuentran los cientos de objetos transneptunianos que habitan el Cinturón de Kuiper.

Para él y otros cuerpos similares se creó entonces una nueva categoría de objetos conocida como planeta enano (del inglés dwarf planet). Básicamente, un planeta enano es un cuerpo celeste que, además de cumplir las dos primeras directivas de la resolución 5A, no orbita alrededor de ningún otro cuerpo mayor, es decir, no puede ser un satélite.

El resto de objetos (salvo satélites) como cometas, pequeños asteroides, etc. quedarían englobados, según este documento, en lo que se denomina Cuerpos Pequeños del Sistema Solar. De manera que nuestro Sistema Solar estaría formado por el Sol, los ocho planetas clásicos, sus satélites, los planetas enanos (con Plutón a la cabeza) y los cuerpos pequeños.


Comparación de los sistemas Tierra-Luna y Plutón-Caronte


Como curiosidad cabe mencionar que Ceres -el mayor de los cuerpos celestes que pueblan el cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter, con un diámetro de unos 1000 km- también fue considerado planeta durante casi 50 años, desde su descubrimiento por Giuseppe Piazzi en enero de 1801. Conforme fue transcurriendo el tiempo y a medida que se iban descubriendo nuevos objetos en la zona comprendida entre Marte y Júpiter, los astrónomos se dieron cuenta de que no era sino uno más entre los muchos asteroides que ocupan esta región del espacio, perdiendo entonces su status de planeta.

Vemos pues que en esta vida nada ni nadie es intocable, por lejos que esté, salvo, eso sí, los funcionarios del Estado... ;-)

Y para poner fin a este pequeño repaso al concepto de planeta, una canción que me encanta: "Los Planetas". El grupo, La Buena Vida. Por favor, suban el volumen de sus altavoces y escúchenla más de una vez si pueden. No se arrepentirán. Además, viene que ni pintada con el tema... :-).






¡Hasta la próxima, amig@s!

12 comentarios:

Mul dijo...

No me parece mal reconsiderar las cosas. A medida que se profundiza, tanto en lo muy grande como en lo muy pequeño, se van distinguiendo partes y partes, aunque es un no acabar nunca. De eso se trata, supongo.

Me trajo aquí tu comentario sobre la palabra "errante" (por cierto, cómo consigues que te salgan las cursivas y la negrita?),y me ha resultado muy interesante lo que cuentas. Conocer la etimología de las palabras es fascinante. Ayuda a comprender muchas cosas de conceptos que se han ido degradando con el uso, muchas veces hasta perder su verdadero significado. "Hombre", por ejemplo, viene de "humus", tierra...igual que nuestro planeta.

Un beso, Kine!

Kinezoe dijo...

Pues sí, supongo que esa es precisamente la función de la ciencia: un cuestionamiento continuo de la realidad. Lo que sucede es que con frecuencia nos perdemos en la superficie. Es curioso pensar que fuera de nuestro Sistema Solar, Plutón sí sería considerado un planeta... jeje... Nomenclatura y nada más...

Me alegro de que te gustara el texto, Mul. Muy interesante también tu comentario sobre las palabras y la etimología.

Por cierto, supongo que te refieres a cómo usar la negrita y las cursivas dentro de los comentarios. Es fácil, tan sólo hay que encerrar el texto en cuestión entre las etiquetas <b> y </b>, para la negrita, o <i> y </i>, para la cursiva. Es el precio a pagar por adornar un poco el texto: teclear un poco más ;-).

Un beso, Mul!

Javier Márquez Sánchez dijo...

Jolín, vaya una entrada. De lo más interesante, en serio...

Kinezoe dijo...

Muchas gracias, Javier.

Un saludo.

Fandestéphane dijo...

De astronomía no tengo ni idea Kine
y la canción es la primera vez que la escucho, no está mal...

Gracias por tus palabras de ánimo.
Un fuerte abrazo.

Kinezoe dijo...

Muchas gracias a ti por pasarte por el blog, fande. Sé que estás teniendo unos días muy duros últimamente... Nuevamente, ¡ánimo! ;-)

Fuerte abrazo, amigo.

anavictoriamm dijo...

Este post me gusta mucho porque nos abres , a los novatos en esta materia , una puerta a conocer un poco mas donde vivimos y a recordarnos que solo somos una minúscula mota de polvo en la inmensidad del universo..ánimo y adelante con tus interesantisimos posts...

besos ;)

Kinezoe dijo...

Muchas gracias por los halagos, Ana Victoria. Comentarios como el tuyo son los que animan a uno a seguir escribiendo sobre sus pasiones. Vosotros que me leéis, y con frecuencia comentáis, sois el verdadero motor del blog, mi gasolina :-)

Besos.

Francisco Machuca dijo...

Me encantan tus post en donde hablas de astronomía y con esa coda final tan tuya con temas musicales.La música de las esferas.

A veces me hago preguntas un tanto estúpidas como:¿Por qué se llama planeta,cuando todos sabemos ya que los planetas no son planos.Deberían llamarse,Rodonetas.O,¿por qué le llamamos a nuestro planeta Tierra,cuando está compuesto mayoritariamente de agua? Se debería llamar Agueta.Claro,suena fatal fonéticamente.

Un fuerte abrazo,amigo.

Kinezoe dijo...

Y a mí me encanta que te encanten, Francisco. La verdad es que siempre sentí fascinación por el tema del Universo, pa' qué negarlo... ;-).

Por cierto, en absoluto son estúpidas esas preguntas... Jeje... Nunca me había parado a pensar ello. Me recordó a las típicas ocurrencias tan ingeniosas que a veces tienen los niños...

Otro fuerte abrazo, amigo. Y gracias por el comentario.

Dante dijo...

Me encantan los temas que tratan el universo con los planetas: física, astronomía, etc.
Puede ser chocante que después de tantos años se redefinan la concepción de 'planeta' por unos términos más precisos, pero es que sirven para despuntar ciertas diferencias. Lo cual es bueno, porque así todos podemos conocer más a cerca de los astros.
Me ha gustado la entrada porque has dicho el sentido etimológico de 'planeta', que yo no conocía, y es muy curioso.
¡Saludos!

Kinezoe dijo...

Me alegro de que te gustara la entrada, Dante. Cada cierto tiempo irán apareciendo nuevas entradas sobre estos temas. Un placer tenerte por aquí de nuevo, amigo.

Saludos.