viernes, 4 de junio de 2010

Flamencos universales (2 de 2)




Paco de Lucía.

Un hombre que dio la vuelta al mundo ─y no una, sino varias veces─ guitarra en mano. Un hombre, cuyo tremendo espíritu perfeccionista le hace sufrir lo indecible con cada nueva composición e interpretación que nos regala, siempre, en su opinión, susceptible de ser mejorada. No le gusta la fama, pero le llueven los premios allá donde va. Maestro de maestros. Genio. Virtuoso. Único. Irrepetible. Así se toca la guitarra:


8 comentarios:

Marisa dijo...

En la primera parte de este post ya te dije que el flamenco no era una de mis debilidades, pero cuando la guitarra de Paco de Lucía emerge en el silencio, te rompe todos los esquemas.
Este tema es una verdadera obra de arte. He oído otras versiones, pero ninguna supera a ésta.

Muy bien seleccionado el post, voz de Camarón, guitarra de Paco de Lucía. Agárrense fuerte...

Un abrazo.

Myra dijo...

Hola, Kine donde quiera que te encuentres..Paco de Lucía sí consigue ponerme la piel de gallina. Hacía mucho tiempo que no volvía a escuchar Entre dos Aguas, me trae unos recuerdos muy bonitos. Llegué a tocar a la guitarra el acompañamiento de este temazo.

Gracias por traerlo hasta tu casa.

Un beso nostálgico.

Marcos Callau dijo...

Pues eso, ya lo has dicho tú. Único e irrepetible. Nunca habrá un guitarrista a su altura.

Elvira dijo...

Una maravilla, Kine. Tu entrada me ha recordado a mi hermano que murió hace unos años. Era un esteta, un perfeccionista tremendo, y cuando le decíamos que tanto perfeccionismo no era bueno (porque le hacía sufrir), nos contestaba que sin el perfeccionismo no habría cosas tan bellas como la música de Paco de Lucía. Y nos teníamos que callar.

Besos

Francisco Machuca dijo...

Me gusta todo género musical cuando se trata de seriedad de rotundidad.En el caso que expones es francamente sublime.
Entre dos aguas es un temazo que por desgracia se ha empleado en anuncios publicitarios,incluso en la película de Woody Allen,Vicki,Crhistina Barcelona.

Buen finde,amigo.

Monstro Ligriv dijo...

Sin duda Paco de Lucía es un grandísimo guitarrista. Ahora bien, y aunque sea una irreverencia, siempre me acuerdo de aquel sketch de Martes y Trece en el que Millán tocaba una sartén de cocina y al final salía un letrero que ponía: "A Paco le lucía". Así fue como empecé a escuchar a Paco.

http://www.youtube.com/watch?v=cE2Trj65GPM

Montse dijo...

Paco de Lucía sí que me gusta y este temazo ¡un lujo!.
Lo que nos ha contado Elvira me ha tocado las cuerdas sensibles, así que con tu permiso (me aprovecho ahora que no estás, jeje), un beso para Elvira.

Y muchos, muchos para tí.

Kinezoe dijo...

Celebro que te gustara, Marisa. Muchas gracias por tus palabras. Un placer tenerte por aquí.
Un abrazo.


Menuda sorpresa, Myra. No conocía esa habilidad tuya con la guitarra. Es normal que te guste entonces el tema seleccionado ;-)
Un beso alegre.


Difícil será, Marcos, difícil...
Un abrazo.


Entrañable lo que nos has contado, Elvira. No puedo estar más de acuerdo con las sabias palabras de tu hermano.
Un beso.


No sabía que este tema sonara en la película de Woody Allen, claro que, tampoco la he visto, je,je... ;-)
Un fuerte abrazo, amigo.


Todos tenemos nuestra historia, claro que sí, Monstro Ligriv. Aunque yo ya no me acuerdo de esa primera vez, probablemente fuera un antiguo cassette de los que andaban por casa...
Saludos.


Me alegra saber que te gustó la canción, Montse. Muchísimas gracias por esos besos. Otro tanto para ti ;-)